Voy A Tener Suerte: Qué Es, Y Para Qué Sirve Este Botón De Google

Voy a tener suerte, era una de esas pruebas en las que Google trabajaba constantemente para saber cómo funciona el estilo de búsqueda del usuario, qué le interesa y que tanto era ese interés, entre otras cosas.

Estamos hablando de un recurso que ya ha desaparecido porque se conocía desde el principio, y que ha pasado durante años sin pena ni gloria, dejando efectivamente la red muy pobre en cuanto a información sobre su funcionalidad.

Índice De Contenidos

    ¿Qué significa el botón “Voy a tener suerte” de Google?

    Bien, aquí vamos a decirte qué es -o mejor dicho, qué era-, cómo funciona en comparación con las búsquedas habituales de Google y qué trucos  te brindaba y te ofrece hoy. Empecemos por señalar que era el botón del principio:

    1- Los inicios de la frase "Voy a tener suerte".

    Si vas a www.google.com, y sólo si lo haces así (es decir, no sirve de nada abrir Chrome, y lo único que tienes que hacer es escribir la dirección www...), encontrarás dos botones bajo la barra del buscador. Uno de ellos es exactamente lo que parece: "Voy a tener suerte".

    Esto inició como una oportunidad para ir al resultado número 1 que el motor de búsqueda ofrecía al realizar una búsqueda. Es decir, cuando colocas algo en el panel y presionas Enter, te devuelven cientos y cientos de resultados para elegir.

    Al pulsar tal botón, te has ahorrado un paso y has ido directamente al primero de los resultados que te ha dado el buscador.

    En la imagen, puedes ver observar que al escribir "Internet" y pulsar tal botón, el buscador te dirigirá directamente a la página de Wikipedia que describe qué es Internet, y ésta es la primera página que hallarás si hicieras una búsqueda normal. (Excepto los anuncios, por supuesto).

    Tuvo mucho que ver con muchas cosas:

    1. Primero que nada, estaba el monopolio del escenario. Entrando siempre en la primera búsqueda, cada vez conseguía más tráfico, se hacía cada vez más conocido y por tanto se mantenía en los primeros puestos de la lista. ¡Un verdadero golpe para el SEO!
    2. Esto, a su vez, significaba que Internet era varadamente inútil para los que deseaban promocionarse, ya que los que empezaban nunca tenían la oportunidad de hacerse notar o ascender. En un comienzo esto parecía inapropiado, pero a medida que el marketing en línea empezó a cobrar fuerza, la situación se volvió completamente incómoda.
    3. Por otro parte, aunque esto era correcto en muchos casos, no se podía negar que los resultados no eran muy especializados, ya que variaban según lo que era más popular, lo que a su vez veíamos que era por nuestras propias razones. Es por ello que, entramos en sitios que no respondían realmente (o no tanto como hubiéramos deseado) a las necesidades del usuario.
    4. Por supuesto, la información a la que se tenía (y se tiene) acceso es de gran calidad. Anteriormente se podía cuestionar el esfuerzo que pone Google en posicionar los sitios webs en función de su calidad, resulta más que evidente que los sitios de gran éxito se clasifican en primer lugar.
    5. El usuario se perdió un punto de búsqueda muy bueno para las compañías y para el mismo Google. Y con tal botón, no observan los anuncios que aparecen sobre de los resultados (ni, obviamente, ningún otro anuncio). Es por ello que no hacían clic en los mismos, las empresas no captaban nuevos clientes y Google no lograba cobrar por los clics.
    6. Esto, a su vez, hizo que las compañías fracasaran en sus campañas de SEM y que cada vez menos personas quisieran hacer uso del recurso, lo que supuso aún menos ingresos para Google. Google perdió más de mil millones de dólares en el año 2006. Un antiguo empleado de Google señala curiosamente, que mantener esta opción significa que para Google el usuario está por delante de la publicidad, que las personas trabajan para las personas.

    2- Enriquecimiento de características

    Con el paso del tiempo, la función de este botón ha cambiado:

    De hecho, en nuestro país, esta opción no se traduce literalmente como resultado del cambio de idioma, lo que significa que pierde parte de su significado. Pasando a su versión en inglés "im feel lucky", vemos que es algo que se refiere a cómo nos sentimos. Es "me siento afortunado". Por lo tanto, no hay nada extraño en el hecho de que Google haya estado trabajando para brindar a los usuarios resultados basados en lo que sienten.

    Este botón se ha mejorado después de pensar en las diferentes formas en que un usuario percibe las cosas y de ejecutar diferentes resultados de búsqueda con tal información. Este es un elemento adicional que puede ser parte del algoritmo.

    Bien, si lees la información en otros sitios te darás cuenta de que se habla de este botón como una simple función, pero no hay que olvidar que todo, absolutamente todo lo que hace Google (y muchos otros buscadores) es parte de una colección de pruebas con muchos propósitos diferentes. De este modo, hemos llegado a la conclusión de que saber cómo se siente la gente cuando hace búsquedas puede ser un éxito a la hora de obtener un resultado u otro.

    Para que esta opción logre funcionar, se creó un scroll de sentimientos entre los que podías seleccionar, y así es como Google te podía llevar a los resultados que consideraba más óptimos.

    3- Una vuelta de rosca

    En el año 2012 se introdujo Google Instant, que es una opción que muestra resultados cuando escribimos nuestra búsqueda. Esto hizo que el usuario se acostumbrara aún más a no pulsar un botón y a dejarse llevar por esta nueva función, que no deja de ser una oferta basada en las búsquedas de los usuarios.

    No obstante, es necesario decir que esta opción está por debajo de las búsquedas sugeridas y que igualmente se puede hace uso de la opción, pero, de nuevo, vuelve a ser un simple acceso directo al primer resultado que sale en el buscador, como en su origen (aunque hay varias cosas buenas que veremos más adelante).

    Debes saber que, si haces clic en "Voy a tener suerte" sin hacer ninguna búsqueda, el botón te mostrará un "garabato" o un doodles, una extensión del sitio web que te habla del recurso. De este modo, Google brinda información adicional (en su mayoría memorable) al usuario que aparece cuando se abre el motor de búsqueda.

    Esto suele funcionar dependiendo del día en que te encuentres. Por ejemplo, Pony Express marca la carrera de obstáculos, el aniversario de la muerte de un escritor popular con un minijuego basado en sus obras, el 30º aniversario del lanzamiento del juego  PacMan con el minijuego a disponible para el usuario en el buscador, entre otras cosas.

    Bien, haciendo clic en el botón sin introducir ningún concepto de búsqueda, irás a www.google.com/doodles/ y podrás echar un vistazo a todo lo que la empresa crea cada día del año para celebrar fechas y eventos para desarrollar y entretener a los usuarios.

    Diferencias entre las frases "Buscar en Google" y "Voy a tener suerte"

    Estas son las dos opciones disponibles para (y sigue teniendo) el usuario si, como hemos señalado, entraba en www.google.com:

    • Uno de ellos es "Buscar en Google", un botón que funciona para realizar una búsqueda de la forma habitual, como ocurre si en lugar de pulsar nos limitamos a pulsar "Enter" en el teclado. Esto quiere decir que significa que hallarás cientos de miles de resultados ordenados por página, con sus títulos, meta descripciones, anuncios en la cabecera, sugerencias de búsqueda en la zona inferior de la página, número de búsquedas, entre otras cosas.
    • El otro botón es el que nos importa hoy: "voy a tener suerte". Como ya hemos visto, en en los párrafos anteriores hizo lo siguiente: si pinchas en el botón luego de introducir una búsqueda en la barra, obtendrás el primer resultado. Por ello, no conocías toda la información que proporcionaba Google en el buscador (otros parámetros, anuncios, entre otros.).

    De esta forma, puedes conocer toda la información que la compañía proporciona a sus usuarios que se relaciona con su búsqueda, lo que en nuestra es muy positivo porque, entre otras cosas, te permite, Pensar qué resultado se adapta mejor a tus necesidades.

    La otra te evita todo el proceso intermedio y te lleva a una página que Google sabe que se encuentra relacionada con lo que deseas encontrar (y quizás te sugiera), sin adornos ni pasos extra.

    ¿Cuál es la mejor opción? Y ¿Cuál es peor? Por supuesto, depende de quién, aunque consideremos la información como un punto fuerte, no se puede dejar de ver los beneficios de la búsqueda convencional. Quizá por ello, este botón ha sufrido tantos cambios como hemos visto a lo largo de los años.

    Trucos que quizás no sabías sobre el uso de este botón de búsqueda de Google

    Como hemos dicho antes, el botón en sus orígenes y funcionaba, llevándote a la primera web de resultados. No obstante, existen varias búsquedas que hacen cosas divertidas que deseamos  que conozcas y experimentes:

    • Google Anti Gravity. La gravedad trata de hacer lo suyo, y la energía antigravitatoria pelea en sentido contrario; y da como resultado una interfaz completamente desordenada, aunque te permite seguir buscando si quieres.
    • Google Gravity. La interfaz se colapsa y falla, y encima se ven varios callejones sin salida y funciones "secretas" de Google.
    • Google Sphere. Se movilizan todas las opciones de la interfaz gráfica de Google como si orbitaran alrededor del logotipo.
    • Google Tilt. La interfaz gráfica del navegador se observa torcida.
    • Google Epic. La interfaz gráfica con el logotipo modificado se extiende sin control
    • Google Loco. La interfaz gráfica del buscador se bloquea y se desmorona.
    • Funny Google. La nueva interfaz gráfica te permite personalizarla escribiendo el nombre que más te agrade en vez de "Google" sobre el cuadro de búsqueda.
    • Rainbow Google. Muestra el logotipo de Google con la colorida palabra "Rainbow". Igualmente, los botones de búsqueda se modifican, mostrando varios colores que parpadean.
    • Google Klingon. Se puede observar que la interfaz está invertida en todos los sentidos posibles. Igualmente, se dejan ver nuevamente las opciones secretas.

    ¿Qué trucos nos tiene preparado Google para la búsqueda voy a tener suerte?

    Culminamos con una entrada similar a la anterior, aunque diferente a éste por dos razones. En primer lugar, la respuesta es dada siempre en forma de error. En segundo lugar, los chistes corresponden a temas un poco controvertidos y también son típicos de la vida cotidiana.

    Para verlos, aquí los pasos:

    • Introduce google.com en la barra de direcciones.
    • Presiona "Enter".
    • En el buscador, escribe cualquiera de las frases que vas a ver en seguida:
      • Trabajo digno.
      • No puedo encontrar la maldita página.
      • No puedo encontrar un aparcamiento.
      • No puedo encontrarás un mecánico serio y fiable.
      • No se puede encontrar un candidato convincente.
      • No se puede encontrar a Bin Laden.
      • No puedo encontrar una vivienda decente a un precio razonable.
      • No se puede encontrar a los autores del desastre del prestige.
      • No puedo encontrar armas de destrucción masiva.
      • No puedo encontrar a Wally.
    • No pulses Enter. Sigue escribiendo la frase y luego pulsa "voy a tener suerte".
    • Ahora solo ríete de los resultados.

    Instrucciones para utilizar el botón "Me siento con suerte" de Google

    Para utilizar el botón, me siento con suerte de Google, de esta manera:

    1. Primero que nada es necesario que entres en tu navegador de confianza e introduzcas tu dirección de Google. Para ello, deberás que escribir la palabra "com" y seguidamente debes presionar la tecla Enter.
    2. En seguida debes, introducir las palabras clave que desees buscar.
    3. Si está activada la búsqueda Instant, haz clic en un espacio en blanco de la página.
    4. Haz clic luego en el botón "Voy a tener suerte" y entrarás en la red directo a la posición nº 1.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir